web analytics

RestoNews

Turismo de negocios: Un cluster incipiente

La urgencia de incorporar el turismo generado por el negocio minero al encadenamiento productivo, es sin duda, un desafío que deben enfrentar con liderazgo los actores directos, como hoteles, restaurantes y centros de eventos del Norte de Chile. El turismo de negocios genera más de 290 mil millones de dólares en el mundo. En tanto, un ejecutivo en comisión de servicios gasta aproximadamente 400 dólares diarios.

El vertiginoso aumento de oferta hotelera y gastronómica en la zona, nos lleva reflexionar sobre cómo debemos evolucionar para satisfacer las necesidades que exige la creciente industria minera.

La urgencia de incorporar el turismo generado por el negocio minero regional al encadenamiento productivo, es sin duda, un desafío que deben enfrentar con liderazgo los actores directos, como hoteles, restaurantes y centros de eventos del Norte de Chile. Según Sernatur, el turismo de negocios genera más de 290 mil millones de dólares en el mundo. En tanto, un ejecutivo en comisión de servicios gasta aproximadamente 400 dólares diarios.

Si a éstas cifras, les sumamos los gastos de cada una de las empresas en diversos eventos realizados en Antofagasta. Configuramos un polo económico importante, que se enmarca dentro de la actividad minera.

La agrupación y asociatividad del sector turismo, en pos de adaptar un modelo de negocio que lo involucre definitivamente al encadenamiento productivo, es la forma concreta de lograrlo.

La capacidad para mancomunar esfuerzos desarrollando un sistema centralizado, apunta directamente a la estabilidad del mercado gastronómico actual. Dando pie, por otra parte, a las buenas prácticas de negociación y abastecimiento empresarial recomendado.

Próximos a la llegada del gigante Enjoy a nuestra ciudad, que se instala junto a cuatro restaurantes de alto nivel, tres bares, un centro de convenciones y una discoteca; servicios que proyectan una lógica absorción del mercado, es imperativo exponernos al cambio, adecuarnos y finalmente ser capaces de generar un nuevo cambio.

Sólo ese conocimiento, nos permitirá construir nuevas competencias a tiempo, para asimilar las futuras condiciones –Innovar-, según Michael Porter, referente mundial de Estrategia y Competitividad.

Publicado el 10.04.2008